Fotografía

Una foto es muy importante para tu producto

Una imagen vale más que mil palabras y una foto lo vale aún más. Una foto puede generar cualquier sentimiento que te puedas imaginar, puede transmitir tristeza, alegría, calor, bienestar, etc. Contrario a lo que muchos creen tomar una fotografía no es solo enfocar el producto y tocar el botón para capturar la imagen, no, hay muchas otras cosas que se deben considerar y que 360 LAB en este blog las enunciará para todos nuestros lectores.

Una fotografía de tu producto debe presentarlo de forma tal que se vea atractivo para tus clientes debe a través de esta darle toda la mayor cantidad de información posible a tu posible comprador: por ejemplo el color, el tamaño, la presentación, etc. También debe reflejar la identidad de tu marca y la autenticidad de esta, por eso una foto de producto no debe ser igual a otra porque solo causarás que tu cliente te vea como solo un imitador.

El fondo debe ser lo más neutro posible para no desviar la atención de lo que realmente se quiere mostrar: tu producto, también un fondo neutro facilitará la edición de la imagen para incorporarla en algún catalogo o sitio web. Si tu producto está relacionado con alimentos o con colores intensos un fondo blanco es el más indicado, pero si tu producto está relacionado con accesorios o productos de belleza un fondo negro es el más indicado porque este transmite sobriedad y elegancia. Es relativamente muy fácil y económico hacer un fondo, una cartulina es una gran aliada.

Para las redes sociales una buena estrategia es tomar una foto de tu producto en algún contexto en el que se desenvuelva, solo enfocando tu producto y dejando que los demás elementos de la foto se vean fuera de foco.

Una buena foto debe ser realizada con una buena iluminación, por eso se recomienda mucho emplear la luz natural para la toma de las fotografías, sin embargo, cuando esto no sea posible se debe emplear una luz artificial fuerte y difusa, empleando kits que ya se pueden obtener a muy buen precio en tiendas especializadas. Algunas de las consideraciones que debes tener en cuenta para la iluminación son: la luz dura se emplea para los objetos mates; la luz difusa se emplea en las superficies reflectantes; usa la contraluz cuando se tomen fotos a objetos rugosos, una luz de lado transmite volumen a partir de brillos y sombras, solo debe haber una fuente de luz, por eso debes eliminar las adicionales que se puedan presentar.

No sobra decir que la foto de tu producto debe ser tomada con un equipo que permita obtener la máxima resolución posible, es vital tener un trípode o un soporte que evite las oscilaciones de tu cámara al momento de tomar tu foto, así será más nítida. La presentación de tu producto debe ser impecable, no debe tener arrugas, deformaciones, manchas, etc, tu producto es que se debe llevar toda la atención en la foto, no las imperfecciones. Evita que salga tu reflejo o el de la cámara en tu producto.

Para el comercio electrónico no solo debes tomar una foto, debes tomar todas las que puedas desde diferentes ángulos para que el posible comprador pueda tener la mayor cantidad de información posible, es mejor tener una buena descripción del producto para que el cliente no se sienta estafado.

Es muy importante tomarse el tiempo necesario para editar muy bien las fotos, recuerda que tu producto es tu carta de entrada al mercado y ese sacrificio se ve recompensado por tus clientes porque de nada vale que tu producto sea de calidad si la foto no la transmite. En 360 LAB podemos ofrecerte todas las herramientas que necesitas para que tu producto destaque sobre los demás y le imprimas ese toque personal que buscas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *